Fujifilm anuncia su nueva cámara sin espejo X-T4

Fujifilm amplia su gama X con la nueva cámara sin espejo Fujifilm X-T4. El nuevo modelo X trae algunas novedades que quienes son de Fujifilm llevaban tiempo esperándolas, como el estabilizador integrado, nuevo obturador o algunos cambios en el diseño como la pantalla trasera.

Desde Fujifilm anuncian el nuevo modelo como el más potente que han fabricado hasta ahora. Pensada tanto para fotografía como video es una nueva cámara ligera, rápida y ahora más estable. Es la primera mirrorlesss de las X-T  que incluye un sistema de estabilización integrado (IBIS). Es un sistema de estabilización de 5 ejes que amortigua los movimientos del obturador para conseguir unas tomas más estables. También han añadido unos sensores giroscópicos que complementan la función del sistema IBIS. Se basa en el mismo mecanismo que la X-H1 pero yendo un paso más, mejorando su diseño con fuerza magnética en vez de muelles, reduciendo su tamaño pero mejorando la estabilización.

El obturador es otro de los puntos a destacar de la nueva X-T4, en esta ocasión Fujifilm ha optado por un obturador de plano focal ultrarrápido con motor DC. Esto le permite disparar ráfagas de 15 fotogramas por segundo y con solo 0,035 segundos de retardo. Se reduce un 30% el ruido y aumenta la vida útil de mismo con unas 300.000 activaciones más.

La cámara sin espejo cuenta con un sensor retroiluminado de 26,1 megapíxeles, el X-TransTM CMOS 4 y un un procesador de imagen X-Processor 4 que juntos la convierten en una cámara rápida. Fujifilm ha puesto mucho empeño en el color y para ello ha empleado la tecnología de reproducción de color de Fujifilm con la que permite realizar fotografías con una gran variedad de opciones. Incorpora muchos modos creativos como el ETERNA Bleach Bypass, se puede ajustar más la tonalidad en 1/2 parada ajustando la señal entre -2 y +4.

Para la parte de video, también se guarda algunas novedades y han anunciado que podrá grabar video Full HD a 240 fps para conseguir cámaras lentas de 10x. El sistema de autoenfoque mejora gracias al nuevo algoritmo y al procesamiento por detección de fase que consigue enfocar en 0,02 segundos.

Incluye nueva batería más duradera, el modelo NP-W235. En cuanto al diseño de la cámara, Fujifilm ha incluido una pantalla trasera multiángulo de 1620 puntos.

La nueva Fujifilm X-T4 saldrá a la venta en abril por 1.799€ sólo el cuerpo aunque se puedo conseguir con 2 kits de objetivos, el XF18-55mm o el Fujifilm XF 16-80mm.

Deja un comentario